Mediación Familiar

Mediación es la intervención por común acuerdo de una tercera persona neutral para ayudar a las partes que están en conflicto a que transformen éste por sí mismas mediante acuerdos. Es un proceso formal con unas reglas y unas partes muy determinadas profesionalmente.

1. Una mediación no puede existir si alguna de las partes se opone.

2. Las partes, aunque estén enfrentadas se han de esforzar por comunicarse y llegar a acuerdos justos.

3. Se requiere que intervengan terceras personas (mediadoras).

Las personas mediadoras controlan el proceso de resolución del conflicto pero no lo resuelven ellas mismas. Dejan a las partes que lleguen a su solución sin juzgarlas. Ayudan a identificar intereses, planteamientos, problemas, etc. También a que las partes se comprendan y tengan las mismas oportunidades de exponer sus planteamientos. Intentan crear un espacio de confianza para que el diálogo resulte más cómodo aunque en principio parezca imposible.

LLámanos, la primera cita es gratuita y te daremos una orientación personalizada.